SIN RODEO: TENDENCIAS

martes, 22 de septiembre de 2015

Despidió Raúl Castro al papa Francisco

- Aseveró el Papa que las familias cubanas saben recibir, saben acoger al visitante y lograr que este se considere en casa
 
 El presidente Raúl Castro despidió hoy en Santiago de Cuba al papa Francisco, quien cumplió una visita apostólica y pastoral de cuatro días a Cuba y se dirige a Estados Unidos, segunda etapa de su décimo viaje al exterior.

El mandatario cubano recibió a Su Santidad en la losa del aeropuerto internacional Antonio Maceo de esta ciudad y ambos se dirigieron a uno de los salones interiores, donde sostuvieron un breve encuentro privado, según la transmisión en vivo de la televisión cubana.



Después de unos 20 minutos Raúl Castro y Francisco volvieron a la losa de la terminal aérea, donde el visitante fue despedido con los honores que le corresponden como jefe del estado de la Ciudad del Vaticano.

Conversando animadamente mientras se dirigían a la aeronave, el presidente cubano y el Papa se estrecharon las manos. Antes de entrar en el avión de Alitalia, el Sumo Pontífice saludó a quienes acudieron a despedirlo.

Poco antes, en la Santa Basílica Metropolitana Iglesia Catedral, el Obispo de Roma agradeció al pueblo cubano el hacerlo sentir como en familia durante los días de su visita al país.

Aseveró que las familias cubanas saben recibir, saben acoger al visitante y lograr que este se considere en casa.

En la Primada Catedral santiaguera, Francisco se encontró con familias cubanas, en consonancia con la prioridad de los católicos a esa célula vital de la sociedad.

Luego del oficio religioso y desde el atrio de ese recinto, Francisco bendijo a Santiago de Cuba, que acaba de cumplir cinco siglos y se alzó vigorosa tras sufrir hace apenas tres años el impacto devastador del huracán Sandy.

Al igual que en el recorrido de unos 20 kilómetros entre el Santuario de Nuestra Señora la Caridad del Cobre y la Catedral, miles de habitantes de esta ciudad se apostaron a ambos lados de las vías para brindarle un caluroso saludo.

Los santiagueros agitaron banderas del Vaticano y cubanas, en otra multitudinaria muestra de respeto, afecto y hospitalidad que le brindaron en este país al papa Francisco, a donde llegó el sábado pasado.

Durante su estancia, Francisco ofició tres misas, una en la Plaza de la Revolución de La Habana, otra en la Plaza de la Revolución Calixto García, de Holguín, y la última en la Basílica Menor del Santuario de Nuestra Señora de la Caridad de Cobre.

A todas asistió el presidente cubano y el Sumo Pontífice siempre dedicó tiempo en cada uno de esos lugares para estrechar su mano y departir cordialmente.

Su Santidad llegará esta tarde a Washington en la continuación de su décima salida internacional.

De acuerdo con la agenda, el Obispo de Roma se entrevistará con el presidente Barack Obama y se convertirá en el primer Papa que hable ante el Congreso, así como intervendrá en el segmento de Alto Nivel de la Asamblea General de la Organización de Naciones Unidas, en Nueva York, el próximo viernes.

Un día después, el Sumo Pontífice oficiará una misa el 26 de septiembre en Filadelfia, donde en la jornada siguiente -antes de partir hacia Roma- tomará parte en el Encuentro Mundial de las Familias.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

(Su comentario puede tardar unos minutos para ser publicado)